¿Qué es la Baja Visión?

 La Baja Visión se define como la falta de visión que no puede ser corregida con gafas, lentes de contacto o cirugía.
No siendo completamente ciego, queda un poco de vista.
Puede ser una visión de túnel o de puntos ciegos, debido a la pérdida significativa del campo visual.
Si la visión es entre 20/40 y 20/200 con lentes correctoras, se considera con visión parcial.
Si la visión es 20/200 o menos con lentes correctoras o el campo de visión es menos de 20 grados de ancho se considera ceguera legal.

 

 

Tipos de Baja Visión

Visión borrosa: Una película o deslumbramiento cubre todo el campo de visión.
Ceguera nocturna: Visión pobre con iluminación baja, igual que en la calle por la noche.
Visión borrosa: los objetos aparcen desenfocados estén cerca o lejos.
Pérdida de la visión central: En el centro del campo de visión hay un punto ciego.
Pérdida de la visión periférica: No se puede ver por los lados, arriba o debajo del área central, sin embargo, la visión central está intacta.

Signos y síntomas de la Baja Visión

No ser capaz de identificar las caras de sus seres queridos o amigos.
Tener problemas para ver de cerca al realizar tareas como la lectura, cocina o manualidades.
Encontrar dificultades en la lectura de señales de calles, autobuses y tiendas.
La iluminación en el trabajo o en el hogar parece más oscura, por lo que es dificultan las tareas cotidianas.

Causas más habituales de la Baja Visión

Las causas más comunes de la baja visión son enfermedades oculares son las relacionadas con la edad, lesiones y hereditarias.
Degeneración macular: La principal causa de pérdida de visión, la visión central se vuelve     borrosa o moderadamente oscurecida.    
Glaucoma: Pérdida de la visión periférica.                                                                                                  
Cataratas: Sensibilidad a la luz y el deslumbramiento con dificultad para ver por la noche.     
Retinopatía diabética: visión borrosa, doble y distorsionada.                                                              Retinitis pigmentosa: La visión periférica es oscurecida y dificultad para ver en la oscuridad.
Derrame cerebral: La pérdida de la visión depende de una parte del cerebro afectada por el accidente cerebrovascular.                                                     
Albinismo: Falta de pigmento en el ojo causando que los ojos se desarrollen anormalmente

La respuesta a la Baja Visión

Las gafas para Baja Visión NuEyes son la nueva tecnología de vanguardia, mejorando en gran medida la calidad de vida de las personas con baja visión. Estas gafas permiten a la gente ver. La tecnología de visualización Headworn permite la libertad de vivir una vida independiente. Una cámara con zoom ajustable en HD en la parte frontal de los gafas actúa como los ojos, capturando imágenes y proyectándolas en la parte posterior de las gafas. Además, la interacción inalámbrica, con batería y manos libres activadas por voz permite un uso fácil.

La lucha por ver es ahora una cosa del pasado con gafas de visión baja NuEyes.